HomeEconomíaHasta el 31 de diciembre habrá un «barril criollo» de petróleo a u$d 45

Hasta el 31 de diciembre habrá un «barril criollo» de petróleo a u$d 45

Luego de más de un mes en que la crisis mundial del petróleo motivada por la caída del consumo que arrastró a los precios había frenado la actividad en Mendoza, el Gobierno finalmente oficializó la decisión de aplicar un «barril criollo» de u$d 45 para la producción en el mercado argentino.

El decreto 488 firmado por el presidente Alberto Fernández establece que el nuevo precio sostén que las petroleras deberán facturarle a las refinadoras y comercializadoras rige desde hoy y hasta el 31 de diciembre de este año por el tipo Medanito.

Pero el barril criollo está atado a las fluctuaciones del Brent, que cotiza en el mercado europeo y ha sido por años la referencia para Argentina. Esto es, los u$d 45 se mantendrán mientras el Brent, que repuntó hasta u$d 34,90 hoy, no supere ese nivel durante 10 días consecutivos para contratos futuros (a dos meses), ya que de lo contrario quedará sin efecto.

Asimismo, la medida establece que el nuevo valor que «será ajustado para cada tipo de crudo por calidad y por puerto de carga, utilizando la misma referencia, de conformidad con la práctica usual en el mercado local». Y fija una alícuota del 0% de retenciones a las exportaciones sobre el valor FOB del crudo siempre que el Brent esté por debajo del precio criollo, y del 8% si se ubica por encima de los u$d 60.

Y en su artículo 4 le da potestad a la Secretaría de Energía de modificarlo trimestralmente, así como de «revisar periódicamente su alcance, sobre la base de parámetros de volumen de producción y de niveles de actividad e inversión». Esto sobre la base de detectar diferencias superiores al 15%.

En cuanto a los precios de los combustibles, el Gobierno confirmó que, al menos durante los próximos 4 meses no habrá aumentos en el surtidor. Y que cualquier modificación que surja de la revisión trimestral, «surtirá efectos para la nafta sin plomo, la nafta virgen y el gasoil a partir del 1° de octubre de 2020 inclusive».

Control sobre nivel de actividad y empleo

Así como también la Secretaría de Energía asegura que controlará «conductas monopólicas» o de abuso de posicion dominante, mientras se mantenga el barril criollo y la obligatoriedad para refinadoras de comprar la totalidad del crudo producido, el ministerio de Desarrollo Productivo también la da cabida al de Trabajo para que controle «la evolución del nivel de actividad, eficiencia y productividad laboral asociada a la industria hidrocarburífera en toda la cadena de valor, sobre la base de parámetros de volumen de producción y de niveles de actividad e inversión».

Eso implica que las petroleras se comprometen a retomar su plan anual de inversiones a cambio de poder manejarse con los u$d 45 por barril a fin de recuperar rentabilidad perdida. Aunque para eso deberán «sostener niveles de actividad y/o producción registrados durante el año 2019, tomando en consideración la situación actual de contracción de la demanda local e internacional, tanto de petróleo crudo como sus derivados, producto de los efectos de la pandemia COVID-19″.

Al respecto, el decreto exige que las compañías mantengan el plantel de trabajadores que tenían al 31 de diciembre pasado, y sostener los contratos que tenían vigentes con las empresas contratistas hasta que comenzó la crisis.

Post Tags